Reclamación de vuelos a Estados Unidos

La manera más habitual de llegar a los Estados Unidos es por avión. Es casi seguro que tengamos que pasar por uno de sus muchos aeropuertos internacionales para llegar a los lugares que tenemos señalados en el mapa como nuestros destinos que no pueden faltar. En el caso de un vuelo directo, la conexión se realiza entre dos aeropuertos, pero es muy posible que tengamos que hacer escalas, o que nuestro itinerario incluya vuelos internos dentro de los Estados Unidos. Pero dada la complejidad del tráfico aéreo y de la creciente cantidad de personas que utilizan los aviones, nunca estamos a salvo de que un retraso o una cancelación de nuestro vuelo nos estropee el viaje.

Nuestros meticulosos planes se pueden venir abajo por algo tan habitual como una maleta perdida, un inesperado cambio de horario o un caso de overbooking causado por una deficiente planificación de la compañía aérea. Cuantos más vuelos tengamos que tomar en nuestro itinerario, más posibilidades hay de que ocurra un incidente de esos tan habituales, y eso puede ocurrir tanto en un pequeño aeropuerto local como en los gigantescos aeropuertos internacionales como el de Nueva York, Los Angeles o Miami, que realizan cientos de conexiones diarias.

La organización de todo ese entramado de aviones y personas en tránsito es eficiente, pero desgraciadamente no está libre de un amplio espectro de complicaciones: vuelos cancelados, retrasos que nos complican o imposibilitan las conexiones, equipaje ilocalizable o dañado… Y si hay algo seguro, es que uno de los últimos lugares que queremos visitar es la ventanilla de reclamaciones en la que se suelen agolpar usuarios que, por otra parte, no tienen garantizada la solución a sus problemas.

Aeropuerto de Nueva York

¿Problemas con su vuelos a Estados Unidos?

Si llega el ingrato momento de tener que reclamar nuestros derechos y gestionar estos inconvenientes, tenemos la opción de armarnos de paciencia y encargarnos personalmente de las reclamaciones. Muy raramente la incidencia se soluciona en el momento; a la pérdida de un precioso tiempo de viaje se le une una casi seguramente larga serie de correos, justificaciones y comprobaciones del departamento de quejas de la compañía. Habrá que aportar identificaciones, facturas y justificantes que no siempre tendremos a mano. En estos casos, tener toda la razón no nos garantiza una buena atención, una compensación justa o tan siquiera que nos lleguen a escuchar.

¿Cómo reclamar por un problema con su vuelo a Estados Unidos?

Pero hay otra vía: confiar en la experiencia de profesionales que se encarguen de tramitar la parte burocrática de la reclamación de vuelos. En este sentido, el personal de www.reclamaciondevuelos.com se muestra resolutivo a la hora de conseguir que la indemnización por cancelación, retraso o pérdida de equipaje nos compense de alguna manera el mal trago que hayamos pasado.

Reclamación de vuelos a Estados Unidos
Reclamación de vuelos a Estados Unidos

El servicio de Reclamaciondevuelos.com consiste en asesorar acerca de cuándo y cómo solicitar la cantidad que te corresponde por la incidencia que has sufrido. Te guían y responden eficazmente para saber si existe derecho a reclamar. A partir de ahí, y con la documentación e información de nuestra incidencia, gestionan la comunicación hasta conseguir el desembolso por parte de la aerolínea. Lo que diferencia a esta empresa frente a otras es que no cobra por el servicio salvo que la reclamación se resuelva con éxito. La tarifa habitual es del 25% + IVA en caso de acuerdo extrajudicial, y 35% + IVA en caso de se acuda a juicio.

En el 98% de casos han conseguido que las aerolíneas paguen por los problemas ocasionados. Contar con personas expertas en la materia sirve para olvidarse de gestiones farragosas, obstáculos burocráticos y administrativos. Tu viaje a Estados Unidos cuenta con un plus de tranquilidad si sabes que, en el caso de un imprevisto, podrás dejar los problemas en manos de personas que sabrán encauzarlos.

Reclamación de vuelos a Estados Unidos

Reclamaciondevuelos.com se ocupa de todo, sea cual sea el aeropuerto del que volemos o la compañía con la que haya habido el problema y a la que haya que hacer la reclamación: Vueling, Iberia, Norwegian, TAP etc. Si la reclamación cumple los requisitos, casi siempre hay un resultado positivo. En caso de tener éxito, la compañía se queda con su comisión y el resto del dinero nos llegará a nuestra cuenta bancaria.

Este es uno de esos típicos servicios que nos gustaría no tener que recomendar, como el seguro de viajes, pero que sentimos la responsabilidad de que las personas que nos leen viajen con todas las garantías. Al fin y al cabo, si tu viaje es de descanso, todo el trayecto debería transcurrir sin sobresaltos; y si lo que buscas es aventuras, una ventanilla de reclamaciones no es un lugar especialmente agradable para vivirlas. Hasta hace poco tiempo, esas ventanillas o un teléfono de atención al cliente eran los únicos lugares donde hacer valer tus derechos. Por fortuna, servicios como los que ofrece Reclamaciondevuelos.com están ahí para encargarse de aliviar los problemas que puedan surgir en nuestro viaje a Estados Unidos.

Para hacer reclamar un vuelo a Estados Unidos, pinche en el siguiente enlace: